Absorsistem, especialista en eficiencia y ahorro en costes energéticos.

Absorsistem, especialista en eficiencia y ahorro en costes energéticos.

Trigeneración

En las instalaciones de cogeneración termo-eléctrica, la importante cantidad de calor resultante, que supera en torno a 1,5 veces la producción eléctrica, con frecuencia no es aprovechable para usos térmicos, especialmente en verano cuando ya no se puede utilizar para el servicio de calefacción.

La alternativa perfecta es aprovechar este calor para alimentar una planta enfriadora de agua funcionando por ciclo de absorción.

El calor a recuperar cuando se utilizan motores de combustión interna, procede del enfriamiento de sus camisas y del aceite, así como de los gases de escape. En cambio cuando la cogeneración procede de turbinas, todo el calor debe recuperarse de los gases de escape.

Esta recuperación de calor para convertirla en agua refrigerada, puede hacerse según las características de cada proyecto, con alguno de los siguientes tipos de planta enfriadora por ciclo de absorción:

Se utilizan para aprovechar únicamente el calor del motor endotérmico cedido a un circuito hidráulico, o añadiendo a este el que puede obtenerse de los gases de escape mediante un intercambiador de calor gases/agua. La eficiencia frigorífica es reducida ya que el circuito frigorífico de absorción es de simple efecto, que solo transforma en agua refrigerada un 70% o poco más de la energía calorífica aportada.

La gama de productos más indicada para este tipo de aplicaciones, es la serie de la marca THERMAX accionadas por agua caliente o la serie WFC SC de la marca YAZAKI para potencias relativamente pequeñas.

Utilizan vapor generado a partir de un motor térmico o una turbina, por intercambio térmico de los gases de escape a alta temperatura con agua, en un vaporizador. Su eficiencia energética, en las enfriadoras accionados por vapor a alta presión, es mucho más elevada que en los equipos por agua caliente, al utilizar en este caso enfriadoras con circuito de absorción de doble efecto. En todos los casos su eficiencia depende de la temperatura y presión del vapor, siendo más alta cuanto mayor sean estas. Con vapor a alta presión pueden alcanzarse eficiencias frigoríficas de hasta 1,4 respecto a la energía térmica consumida.

Esta gama de equipos, cuando se conectan a un motor de combustión interna, el agua caliente procedente del enfriamiento del motor debe ser utilizada para otros usos como producción de agua caliente sanitaria o eventualmente, en una segunda enfriadora de simple efecto accionada por agua caliente.

La gama de productos más indicada para este tipo de aplicaciones, es la serie de la marca THERMAX

Esta es la gama más reciente de plantas enfriadoras por ciclo de absorción LiBr/H2O concebidas especialmente para utilizar directamente los gases de escape del motor o la turbina, los cuales calientan la solución en el generador de alta temperatura sin ser utilizados previamente para producir agua caliente o vapor. La elevada temperatura de los gases de escape permite que el ciclo de absorción sea de doble efecto por lo cual su eficiencia energética es elevada, variando en función de la temperatura de los gases utilizados, consiguiendo frecuentemente un efecto frigorífico superior al 1,35 respecto a la energía térmica introducida.

Como sucede con la gama de plantas enfriadoras accionadas con vapor, cuando esta gama de equipos se conectan a un motor de combustión interna, el agua caliente procedente del enfriamiento del motor debe ser utilizada para otros usos como producción de agua caliente sanitaria o eventualmente, en una segunda enfriadora de simple efecto accionada por agua caliente.

La gama de productos para este tipo de aplicaciones, es la serie ED de la marca THERMAX.

Estos equipos semejantes a las de la serie ED de THERMAX que utilizan los gases de escape de motores o turbinas, pero disponen además de otro generador para recibir la energía del agua caliente de enfriamiento del motor. Tanto el condensador como el evaporador y el absorbedor son comunes siendo la eficiencia global, la media entre el circuito de simple efecto accionado por agua caliente y el de doble efecto que recibe directamente los gases de escape, superando siempre el valor 1,0 respecto a la suma total de energía térmica introducida.

Este diseño permite simplificar sensiblemente la instalación, realizándose la disipación del calor en una única torre evaporativa y reduciendo el número de bombas y demás elementos de la instalación respecto al uso de dos enfriadoras de absorción, una a gases de escape y la otra por agua caliente.

La gama de productos para este tipo de aplicaciones, es la serie EJ de la marca THERMAX.